Nobles máquinas

El contratista de minería BSHPU triplicó su velocidad de desarrollo en la mina Artemyevsky, en Kazajstán, con algunos equipos nuevos y un contrato de servicio de Sandvik Mining and Rock Technology.

“Cuano uno vive aquí, hay que estar preparado para estas cosas”, dice Evgeny Reimer, jefe de servicio de Sandvik para Kazajstán, mientras maniobra con su vehículo en medio de una intensa tormenta de nieve. “Vivir y trabajar aquí es duro. Bienvenido a Kazajstán oriental”.

En esta época del año, Kazajstán oriental puede parecer un lugar hostil pero no siempre es así. A diferencia de otras regiones del país, la parte oriental no es ni árida ni desierta, gracias al hermoso macizo de Altái, que comparte con Rusia, China y Mongolia. La vertiente occidental del macizo es excepcionalmente rica en minerales y es aquí donde se encuentra el yacimiento polimetálico de Artemyevsky, en el centro geográfico de Eurasia.

Descubierto en 1958, empezó como una fosa abierta pero, con el tiempo, fue transformado en una mina subterránea con tres pozos verticales y 13 niveles horizontales. Cada año, produce hasta 1,5 millones de toneladas de mineral con cobre, zinc y plomo.

Una segunda fase de la mina está actualmente en construcción y permitirá continuar la explotación hasta 2032. Le llevó varios años a la propietaria de la mina planificar todos los detalles y obtener las autorizaciones necesarias de las autoridades. A mediados de 2015, todo estaba preparado y había que seleccionar un contratista confiable. Después de una licitación pública, se adjudicó el contrato a BSHPU-Kazakhstan, filial de la empresa rusa Bashkir Shaft-Sinking Management (BSHPU) y líder en la construcción minera subterránea en los países de la ex Unión Soviética.

Ambición realizada
BSHPU también explota minas propias pero su principal actividad son los contratos de desarrollo y construcción por cuenta de otras empresas mineras. Fundada en 1985, BSHPU posee una dilatada experiencia, con más de 20 proyectos actualmente en cartera, y puede hacerse cargo de casi cualquier tarea relacionada con la minería subterránea. Hoy, BSHPU y su filial BSHPU-Kazakhstan LLP operan en tres países, Rusia, Kazajstán y Uzbekistán. En 2015, las empresas del grupo tenían en total unos 2.500 empleados y un volumen de negocio agregado superior a los 40 millones de dólares.

Inicialmente, el contrato era para desarrollar varios piques, con un volumen global de extracción de más de 65.000 metros cúbicos de roca durante 2016.

“No sería posible ejecutar un proyecto tan ambicioso sin equipos adicionales de alto rendimiento”, dice Evgeny Kolyada, responsable de proyectos de BSHPU-Kazakhstan. “Y ya sabíamos que queríamos máquinas de Sandvik. Las utilizamos en otras minas nuestras en Rusia y Kazajstán y, créame, ningún fabricante ofrece equipos de minería autopropulsados capaces de igualar a Sandvik en vida útil y confiabilidad.

Acerca de BSHPU

Bashkir Shaft-Sinking Management (BSHPU
Plc) fue fundada en 1985 como empresa
especializada en la construcción de minas
subterráneas y estructuras mineras de
superficie. Inicialmente, se centraba en
proyectos en la República Rusa de Bashkortostán, en las estribaciones ricas en minerales de los Urales, la línea divisoria geográfica entre Europa y Asia.

Hoy, BSHPU y su filial BSHPU-Kazakhstan LLP operan en tres países, Rusia, Kazajstán y Uzbekistán. En 2015, tenían en total unos 2.500 empleados, y negocios por 40 millones de dólares.

BSHPU es contratista de las principales empresas mineras de los países de la CEI y también productor por cuenta propia. Sus explotaciones de yacimientos polimetálicos en Rusia y Kazajstán le aportan estabilidad y fortaleza financiera. Las especialidades de BSHPU son excavaciones de profundización, avance, inclinadas y horizontales.

Además, Sandvik nos ofreció unas condiciones financieras muy asequibles. Fue una decisión obvia”.

BSHPU compró una flota de equipos móviles Sandvik nuevos, que incluyó las perforadoras de desarrollo Sandvik DD311 y DD321, dos cargadores Sandvik LH410 y tres camiones subterráneos Sandvik TH320, complementados con un cargador Toro 006 y un camión EJC 417 que la empresa ya tenía.

Cuando los equipos subterráneos entraron en servicio en marzo de 2016, la producción subió rápidamente.
“Esas máquinas nuevas marcaron un antes y un después”, dice Alexander Salavatulin, mecánico jefe de
BSHPU-Kazakhstan. “La velocidad de desarrollo subió de 100 a 300 metros lineales al mes. Teniendo en cuenta la compleja geología de la mina Artemyevsky, es un logro excepcional”.

Un proyecto tan ambicioso no es posible sin equipos adicionales de alto rendimiento

Una vez abajo, se entiende exactamente qué quiere decir Salavatulin. Señala la pared, reforzada con varias capas de troncos macizos de pino, asegurados a su vez con armazones de acero.

Situada a 400 metros bajo el nivel del mar, Horizon 13 es actualmente la galería horizontal más profunda en Artemyevsky. El desarrollo avanza a un ritmo rápido y trabajadores de BSHPU-Kazakhstan utilizan sus equipos Sandvik con diligencia para cumplir los objetivos de producción.

“Me gusta la nueva máquina”, dice Vitaly Pichurin, operador del equipo de perforación Sandvik DD311. “Combina potencia con agilidad. Y tiene muchas características de seguridad bien diseñadas y bien implementadas. Miren. Los escalones están recubiertos de un material antideslizante. Los pasamanos también están muy bien. Hay tres botones de detención de emergencia instalados en distintas partes de la máquina para que yo o un colega podamos parar la máquina inmediatamente si algo falla. La cabina no solo es cómoda sino que da una sensación de seguridad. Los cilindros hidráulicos en los pilares permiten regular la altura y el techo soporta varias toneladas de presión”.

“Son máquinas nobles. Así me parece a mí”, añade Alexey Gorlach, supervisor de desarrollo en BSHPU-Kazakhstan. “Nuestro trabajo no siempre es fácil pero trabajando con los equipos de Sandvik, uno tiene una sensación muy importante, dignidad”.

Apoyo local
Otro aspecto importante de la colaboración con Sandvik recalcado por los colegas de BSHPU es su servicio de apoyo y mantenimiento.

Bajo el contrato de servicio firmado entre BSHPU-Kazakhstan y Sandvik, un representante de apoyo de productos siempre está presente en la mina. Su función es supervisar las operaciones durante los turnos y monitorear el estado de los equipos, realizando cualquier ajuste que sea necesario. Cuando necesitan mantenimiento, ordena la entrega rápida de repuestos y consumibles desde uno de los tres almacenes de Sandvik en la región.

<p>Rica en minerales, la<br />
mina Artemyevsky<br />
produce cada año 1,5<br />
millones de toneladas<br />
de mineral de zinc,<br />
cobre y plomo.</p>

Rica en minerales, la
mina Artemyevsky
produce cada año 1,5
millones de toneladas
de mineral de zinc,
cobre y plomo.

<p>El equipo de operarios de la mina valora las características de seguridad de los equipos de Sandvik.</p>

El equipo de operarios de la mina valora las características de seguridad de los equipos de Sandvik.

<p>El tiempo productivo medio de los equipos Sandvik de BSHPU es de unas 20 horas diarias.</p>

El tiempo productivo medio de los equipos Sandvik de BSHPU es de unas 20 horas diarias.

“Nuestro almacén principal está situado en la capital regional Oskemen y otros dos, más pequeños, se encuentran cerca de los talleres de nuestros clientes”, explica Reimer.

“Así podemos entregar consumibles y la mayoría de repuestos cuando se necesitan y todo lo demás se puede entregar con una demora mínima. Esto le da flexibilidad a nuestro servicio”. Uno de los almacenes suplementarios está situado cerca del taller de reparación de la propietaria de la mina.

“Es muy práctico”, dice Alexander Vinnichenko, responsable del taller. “Tenemos varias máquinas de Sandvik y tener todos los consumibles a nuestra disposición nos facilita mucho nuestro trabajo. Si no fuera por eso, dependeríamos de factores externos, incluido el clima, que aquí es extremo”.

La empresa está satisfecha con el sistema de apoyo y mantenimiento implantado con Sandvik. “Gracias a él, el tiempo productivo medio de nuestras máquinas es de 20 horas diarias”, dice. La construcción de la segunda fase de Artemyevsky continuará hasta 2020.

“Todavía queda mucho trabajo por hacer aquí, y estamos ansiosos por poner manos a la obra, por supuesto con la ayuda de las máquinas de Sandvik”, afirma Kolyada.

“Utilizaremos equipos de Sandvik para todos nuestros proyectos; será nuestro único proveedor. Según nuestros cálculos, es la solución que ofrece la mejor relación costo-efectividad. Comprometerse con un único proveedor exige mucha confianza pero estamos seguros de que Sandvik estará a nuestro lado”.

Solución Sandvik

BSHPU-Kazakhstan ejecuta excavaciones horizontales en la mina Artemyevsky, que solo durante 2016 demandaron la extracción de 65.000 metros cúbicos de roca. Para dar cumplimiento al contrato, compró una flota nueva de equipos de Sandvik, incluyendo dos perforadoras de desarrollo (Sandvik DD311 y Sandvik DD321), dos cargadores Sandvik LH410 y tres camiones subterráneos Sandvik TH320. Por otra parte, BSHPU firmó un contrato de servicio con Sandvik Mining and Rock Technology
para asegurar la asistencia técnica de la flota.